Archivos del blog

domingo, 25 de marzo de 2012

Cantos populares para la Santa Misa

 

 

schola_cantorum_top

 

 

DESCARGAR

***

 

ANUNCIACIÓN (25 de marzo)

 

aef32603

 

Fiesta derivada del primitivo ciclo natalicio. Seguramente proceda de la conmemoración que debía hacerse en la Basílica de la Anunciación erigida por Santa Elena en Nazaret. En el siglo VI ya se encuentra algún indicio de celebración de esta fiesta, pues una de las homilías de Abrahán Obispo de Éfeso (mediados del siglo VI), lleva de título: En la Anunciación de la Madre de Dios.

Una vez que se extendió desde Roma la fiesta del 25 de diciembre de la Natividad del Señor, cuando se plantea el celebrar la anunciación, primero se fija en los días preparatorios de Navidad por consideración a la cuaresma: la liturgia romana, el miércoles de témporas de Adviento; la ambrosiana, el IV domingo de dicho tiempo, y la hispánica, el 18 de diciembre (X Concilio de Toledo).

Sin ninguna duda, se celebraba, tanto en Oriente como en Occidente, en el siglo VII, y documentamos la fecha del 25 de marzo en el Chronicon Paschale de Alejandría del 624 y en un decreto del concilio Trulano. Surge al retroceder nueve meses desde Navidad. Este día se consideraba también el de la muerte del Señor, e incluso muchos pensaban que había sido el de su nacimiento.

Originariamente del Señor, adquirió en Occidente un marcado tinte mariano, pero, a diferencia del caso de la Purificación, la figura de la Virgen resplandece con luz propia, porque en el misterio de la Encarnación no se puede prescindir de la Madre. Aunque, como es natural, la glorificación de María es a la par glorificación del Señor.

En la reforma de 1969 se le ha devuelto su primario tinte cristológico. La mención primitiva de este misterio en el rito romano estaba situada en el miércoles de las témporas de adviento.

 

Ramón de la Campa Carmona

 


Fuente: http://liturgia.mforos.com